Alma en suplicio (1945)

Curiosidades…. ATENCIÓN, CONTIENE SPOILERS

Michael Curtiz (”Casablanca”) se encargó de la dirección de ”Alma en suplicio”, basada en la novela ”Mildred Pierce” de James M. Cain. En esta primera versión cinematográfica, se alteró su guión, se introdujo un asesinato final, que no aparecía en la novela, debido al éxito de la película ”Perdición”, también extraída de una novela de Cain, pocos años antes.

Curtiz era reticente a trabajar con Joan Crawford, por su fama de actriz complicada, pero ella se lo fue ganando a base de dedicación y trabajo duro. Este director también la acusaba de ”glamourizar” innecesariamente su personaje de mujer trabajadora.

Crawford ganó el Oscar por esta película, como creía que no iba a ganar, no acudió a la ceremonia. Se decía que estaba en cama con neumonía, pero la historia que circulaba, era que fingió su enfermedad para no verse humillada si no ganaba en los Oscars. Después de enterarse de que había ganado, salió de la cama, se maquilló y se encontró con la prensa. 

CRÍTICA

Esta versión del 45, en mi opinión, tiene un giro brusco que no corresponde adecuadamente a la historia, el asesinato que se introdujo, queda algo forzado. Desvirtúa la historia escrita por Cain y se crea una amalgama entre melodrama y cine negro, cuando la novela es puro melodrama. Excepto esta cuestionable alteración de la novela, la película está excelentemente contada e interpretada, especialmente por una estupenda Joan Crawford  (la colosal Kate Winslet en su versión televisiva de Mildred Pierce, está a su altura) una notable Ann Blyth como su hija Veda  (en este caso, me convence mucho más la versión de Evan Rachel Wood del personaje, la hace más creíble, temible y odiosa) y también un magnífico Zachary Scott que realiza una actuación más matizada y contenida de Monty Beragon que Guy Pierce, el cual, me pareció que estaba algo flojo y sobrectuado en la piel del mismo personaje.

Si la comparamos con su reciente versión televisiva protagonizada por Kate Winslet, la verdad es que las dos son fantásticas, pero la de Haynes es más fiel a la novela y al ser contada en varios capítulos, le da más tiempo a profundizar en más aspectos. 

Anuncios

2 pensamientos en “Alma en suplicio (1945)

  1. Otra joya, y es que ya se sabe la Crawford era mucha actriz….la historia enternecedora; ví la serie Mildred Pierce, que me pareció fabulosa también, pues kate Wishlet está soberbia. Un abrazo Yuna.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s